El casillero virtual Cargocol es el mejor aliado para recibir de manera fácil, segura y económica, las compras que realices en tiendas virtuales de Estados Unidos.

¿POR QUÉ ELEGIR NUESTRO SERVICIO DE CASILLERO VIRTUAL?

  • Comodidad: Te permitirá hacer compras online sin moverte de tu casa, solo colocas la dirección en tu tienda virtual y listo.
  • Economía: Tener un casillero virtual te permite ahorrar el envío dentro de Estados Unidos. Las grandes tiendas virtuales no tienen mayores costos en hacer llegar tu mercancía hasta la dirección de tu casillero virtual.
  • Seguridad: Nuestros casilleros virtuales cuentan con los máximos niveles de seguridad. El rastreo de los envíos también está garantizado, por lo que puedes hacer el seguimiento de tu mercancía.

Puedes traer desde Estados Unidos o cualquier lugar del mundo el producto que tu prefieras siempre y cuando cumpla con las siguientes condiciones:

  1. El paquete no debe de pesar más de 110 libras o 50 Kilogramos.
  2. Las medidas de la caja no deben exceder, en suma las 60 Pulgadas o su equivalente en centímetros.
  3. El contenido de este envío debe de ser: Artículos para el hogar, personales, muestras de todo aquello que no tenga regulaciones y su valor no exceda los USD 2,000.00.
  4. El contenido no podrá ser más de 6 unidades de la misma referencia.
  5. Cada paquete tiene un seguro incluido de $100.00 por pérdida total. Este seguro no ampara daños o pérdidas parciales.
  6. El remitente podrá aumentar el seguro hasta un máximo de USD$ 2,000 y el cargo adicional será de 5% del valor registrado en factura.
  • Los envíos cuyo valor FOB sean inferior o igual a USD 200.00 se encuentran exento del pago de gravámenes arancelario (IVA y Arancel), según el Art 1 del decreto 1090 de 03 de Agosto de 2020.
  • La paquetería y mercadería cuyo valor sea mayor a USD 200.00 y menor o igual a USD 2000.00, pagará Arancel de 10% e IVA del 19% sobre el valor CIF (Costo + Seguro y Flete). Según Ley 1819 del 2016.
  • Sin embargo algunas mercaderías están exentas de Arancel e IVA, dependiendo de su clasificación arancelaria.